Madrid, un lugar con grandes lugares por los que pasear

Madrid, un lugar con grandes lugares por los que pasear

Piensas que por el mero hecho que solo te vayas a escapar un solo fin de semana a Madrid, ¿no hay lugares que puedas ver y apreciar sus vistas? Nada más lejos de la realidad, porque la capital de España tiene muchos lugares por los que puedes pasear y disfrutar de unas vistas estupendas.

Ir a Madrid y no visitar la Puerta del Sol podría considerarse un delito, sobre todo si vas a salir a pasear por la ciudad por la noche y quedarte maravillado con lo hermoso que la zona queda iluminada por las luces nocturnas. Es más, allí podrás ver el Reloj de la Casa de Correos o situarte en el kilómetro 0, donde comienzan las carreteras radiales del país.  Aunque, quien sabe, igual prefieras marcharte por la noche a visitar la puerta de Alcalá, un lugar que seguro que guardarás en tu memoria el resto de tu vida.

Madrid, un lugar con grandes lugares por los que pasear

A pocos metros de allí puedes traladarte hasta el Palacio Real u optar por acudir acudir a la Plaza Mayor, accediendo por una de sus nueve puertas de acceso, de las cuáles sin lugar a dudas la más conocida es la del Arco de Cuchilleros. ¿Qué puedes hacer allí aparte de pasear? Pues apreciar la estatua de Felipe III o el edificio más antiguo de la plaza: la casa de la PAnadería con más 400 años de antigüedad y que forma parte de la gran historia de la ciudad.

Pero, ¿has ido con niños? Entonces seguro que se lo pasarán muy bien si los llevas al parque más famoso de la ciudad: El Retiro, donde cuentan con muchas zonas de juegos y es perfecto para que los adultos paseen. Pero si lo que quieres es ir al cine, al teatro, o simplemente te apetece ir a cenar con tu pareja, está claro que la Gran Vía es el lugar indicado, la conocida calle que nunca duerme.

Disponiendo tan solo de un fin de semana para visitar la ciudad, ¿no crees que estos son los mejores lugares donde pasar el rato?

Turismo bélico, una viaje para mejorar la cultura

Turismo bélico, unaN viaje para mejorar la cultura

Las dos guerras mundiales, la guerra de la independencia, la batalla de Waterloo… las más grandes batallas de la historia que marcaron un antes y un después en la historia del ser humano. Hoy día puede caminar tranquilamente por delante del museo Louvre y verlo perfecto, pero en su día fue bombardeado y las tropas alemanas caminaron por ahí. O caminar tranquilamente por la misma playa por donde las tropas francesas invadieron España durante la conquista napoleónica.

Muchos lugares donde aprender cosas nuevas

En todo el mundo hay puntos clave desde donde se pueden aprender muchas cosas sobre lo que pasó en el mundo hace siglos, así como también de conflictos más recientes. Piense por ejemplo en la II Guerra Mundial. Muchos campos de concentración siguen intactos para que los turistas los visiten y aprendan sobre las horrendicidades que las tropas alemanas cometieron, no solo contra el pueblo judío, sino contra todas las personas que no consideraban de raza pura.

Del mismo modo se pueden visitar muchas ciudades que fueron bombardeadas y que se mantienen en el mismo estado en las que las dejaron, para que no se olvide lo terrible que fue ese conflicto. Pero, ¿y si quiere hacer turismo por España? ¿Qué puede ver por allí sobre un conflicto bélico? Pues si pasa por la comunidad de Extremadura tiene la oportunidad de visitar el que fue el campo de batalla donde se celebró la batalla de Valsequillo, algunos la conocen como la batalla de Peñarroya, y aprender más sobre las tácticas y el resultado de aquella batalla que tuvo una especial relevancia durante la Guerra Civil española.

Durante dicho episodio bélico tan cruel entre 1936 y 1939 en Bajadoz y Cáceres sucedieron muchos acontecimientos. De modo que si eres todo un amante de aprender más sobre conflictos bélicos y te gusta´ria saber como se vivieron aquellos tres duros años  en el territorio extremeño no puedes perderte la oportunidad de visitar la zona si quieres hacer turismo en España, porque es una experiencia única.